Sede Yucatán

Laboratorio Nacional de Geointeligencia

Innovación, rostro fuerte de Yucatán

Mérida, Yucatán, 28 de marzo de 2018.- Con la aplicación de las ciencias matemáticas y de computo avanzado, Yucatán tendrá un sistema de información conformado por una base de datos para agilizar y hacer eficiente, en beneficio de la población yucateca, la operación del nuevo modelo de impartición de justicia, con lo que la entidad se coloca nuevamente a la vanguardia en el ramo.

Durante la firma de la carta de intención entre el Gobierno del Estado y el consorcio Intelinova, que convierte al territorio en el primero en iniciar este proceso en el país, el titular del Ejecutivo, Rolando Zapata Bello, explicó que se ha puesto énfasis en que todo esfuerzo presupuestal tenga una aplicación práctica en la vida productiva del estado.

Acompañado del director adjunto de Desarrollo Regional del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt), Federico Graef Ziehl, subrayó que con el acuerdo se crea un vínculo entre el ecosistema de innovación de Yucatán y su ambiente de seguridad y paz social.

“Esto permitirá fortalecer el sistema de justicia, realizar nuevas acciones preventivas y brindar a las y los ciudadanos un mejor acceso a la justicia para seguir avanzando por este rumbo de innovación, seguridad y justicia, el rumbo de bienestar”, acotó en presencia del titular de la Secretaría de Investigación, Innovación y Educación Superior (Siies), Raúl Godoy Montañez.

En ese sentido, el Gobernador remarcó que el nuevo Sistema de Justicia ha tenido grandes avances pero a su vez reporta retos que se busca solventar con el uso de la ciencia. La meta es, continuó, que quien cometa un delito sea identificado, perseguido, capturado, puesto a disposición de las autoridades y sometido a juicio con pleno respeto a sus derechos humanos y, según el caso, que sea sentenciado.

“A Yucatán siempre se le ha asociado a su cultura ancestral, gastronomía y la trova, pero hoy tiene un nuevo rostro porque posee un ecosistema propicio para la investigación, innovación y el desarrollo tecnológico al servicio de la sociedad para generar bienestar a la población”, apuntó.

Finalmente, Zapata Bello destacó la relevancia que da Yucatán a la formación de capital humano altamente especializado para interpretar los procesos y análisis del cúmulo de información que se acopia mediante los sistemas informáticos automátizados, para darle una utilidad práctica con un beneficio social.

En el acto celebrado en el vestíbulo de la Biblioteca Central del Parque Científico y Tecnológico de Yucatán, Godoy Montañez detalló que la propuesta de la carta de intención surgió de la necesidad de una gestión sistémica de todas las carpetas de investigación, por lo que haciendo uso de la ciencia se podrá elaborar un diagnóstico desde el momento en que ocurran las denuncias y su seguimiento.

En ese sentido, el representante del Centro de Investigación y Docencia Económicas (CIDE), Rodrigo Meneses Reyes, especificó que el objetivo es construir desde un enfoque multidisciplinario un mapa de datos con un número único de carpeta de investigación, unificando criterios entre quienes intervienen en los procesos penales. Añadió que, además, buscará desarrollar bases más robustas para un registro más confiable y metódico de los mismos.

La intención es abonar a una mejor impartición de la justicia, haciendo uso de la ciencia y la tecnología, en este caso a través de un consorcio, la cual es una política pública del Conacyt, pues este órgano actualmente posee 18 corporaciones en las que participan todos los centros públicos de investigación para atender necesidades de sectores como el automotriz, textil, agroalimentario y energético, para resolver problemáticas regionales, abundó Graef Ziehl.

Agregó que el Sistema de Justicia Penal mexicano experimenta una de las reformas más ambiciosas, la transición de un modelo punitivo a un modelo acusatorio, cuyo diseño ha sido heterogéneo y fragmentado, por lo que se pretende alinear criterios en el tratamiento de la información entre las diferentes instituciones que forman parte de los procesos penales.

Como parte de la agenda, también se efectuó la inauguración de las instalaciones del Laboratorio Nacional de Geointeligencia y del consorcio Conacyt Intelinova en Yucatán. Éste último conjuga algunos de los más importantes institutos académicos y científicos del país.

En éste participan las instituciones referidas así como los Centros de Investigación e Innovación en Tecnologías de la Información y Comunicación (Infotec), y de Investigación en Matemáticas (Cimat), y juntos brindan soluciones a retos públicos y privados mediante el desarrollo de nuevos protocolos.

Después de cortar el listón, Zapata Bello recorrió las áreas de recepción y de programación, oficinas, cubículos, sala de juntas equipada con dispositivos inteligentes para la consulta de información y la zona que alberga los servidores, cuya capacidad de almacenamiento es de un petabyte y de procesamiento de 130 teraflop.

Al terminar, el director General Infotec, Sergio Carrera Riva Palacio, y el investigador titular del Centro Geo, Oscar Sánchez Siordia, compartieron al titular del Ejecutivo la relevancia del nuevo Laboratorio, toda vez que se fortalece e impulsa la innovación y el uso de las modernas tecnologías para darles un uso en las políticas públicas en beneficio de la sociedad, pues a través de éste se articulan varios programas del Conacyt.

En el encuentro se enumeró las actividades que se articulan de manera conjunta entre Intelinova y el Conacyt a favor de la entidad y que ya se realizan en las recién abiertas instalaciones. Ejemplo de ello son el apoyo al Laboratorio Nacional de Geointeligencia y las cátedras Conacyt, que suman más de 100.

Además, están proyectos como el Fondo Mixto (Fomix) Yucatán, con el cual se obtuvo estas instalaciones; el monitoreo de dinámicas territoriales en regiones prioritarias del país, que en breve se llevará a cabo en la entidad, y un estudio que se efectuará sobre el impacto de la Zona Económica Especial (ZEE) de Yucatán.

Discurso del Gobernador Rolando Zapata Bello

 

Amigas, amigos, permítanme saludar al doctor Federico Graef, director adjunto de Desarrollo Regional del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología. Muchísimas gracias por todo ese gran apoyo que hemos recibido siempre.

Muchas gracias señor magistrado Felipe Esperón Villanueva, magistrado del honorable Tribunal Superior de Justicia de nuestro estado. Muchas gracias doctor Sergio Carrera Riva Palacio, director General del Centro de Investigación en Tecnologías de la Información y la Comunicación. Al doctor José Ignacio Chapella Castañares, director General del Centro Geo.

Muchas gracias doctora María Antonieta Zuluaga, representante del Centro de Investigación en Matemáticas. Muchísimas gracias a todos por su presencia. Al doctor Rodrigo Meneses Reyes, representante del Centro de Investigación y Docencia Económica Asociación Civil, agradeciendo sus palabras, su mensaje.

Saludo por supuesto al doctor Raúl Godoy Montañez, secretario de Investigación, Innovación y Educación Superior; a la maestra Martha Góngora Sánchez, secretaria General de Gobierno; al maestro Ariel Aldecua Kuk, fiscal General del Estado, así como al consejero Jurídico Carlos Pavón Flores, abogado; al licenciado Alejandro Ríos Covián, representante de la Secretaría de Seguridad Pública en nuestro estado. Y agradeciendo, por supuesto, la presencia de todas y todos ustedes.

La ocasión me motiva antes de entrar de lleno al tema que nos ocupa, y escuchaba hace un momento al doctor Raúl Godoy que hacía referencia precisamente a la visión de este Gobierno. Ahora que éste nuestro Gobierno, pues ya tiene prácticamente cinco años seis meses de haber iniciado y que como nosotros decimos, no está en su recta final, está en el tramo de consolidación de muchos, muchos proyectos.

Yo recordaría que inclusive antes de iniciar la administración en pláticas largas con el doctor Raúl Godoy.  En ese entonces inició la administración como secretario de Educación, pero teniendo desde su cargo el impulso, desde la perspectiva del Ejecutivo del estado, del Siidetey, del Sistema para la Investigación, Innovación y Desarrollo Tecnológico de nuestro estado, que tiene una expresión física, material, en este gran Parque Científico y en la suma de múltiples instituciones de investigación, académicas.

Habrán ustedes de entender que una persona como quien les habla, formado en las humanidades como abogado que soy, no era precisamente un especialista en temas relacionados con la investigación, con la ciencia. Y con toda claridad les digo como yo le decía al doctor Raúl Godoy cuando el con todo apasionamiento me decía lo importante que era que nosotros como estado, como Gobierno estatal, impulsáramos todos los procesos de investigación, de ciencia, de tecnología.

Yo le decía, a lo mejor hasta con un poco de brusquedad, ¿verdad doctor? Yo le decía “doctor, por supuesto, por supuesto que le entramos, por supuesto que nos interesa, pero yo nada más pido una cosa: que todo aquel esfuerzo que realice el Estado, las autoridades, en materia presupuestal o de todo tipo, tengan una aplicación práctica”, y yo decía en la vida productiva de nuestro estado. Y lo digo con claridad, que no se quede toda investigación en un artículo, revista especializada, que tenga una aplicación práctica para el beneficio de Yucatán.

Les estoy hablando de alrededor de seis años y les pedía a ustedes su venia de hacerles esta reflexión inicial porque no puedo menos que manifestar mi enorme satisfacción de cómo después de todo lo vivido estos cinco años y medio, todo lo vivido porque pasaríamos acá varias horas sin duda si hiciéramos un recuento de todo lo que ha acontecido con este sistema de investigación, innovación y desarrollo tecnológico, y en torno a este gran Parque Científico, en materia de producción en segmentos tan importantes como el campo, producción agrícola, pecuaria, agroindustria, qué decir de tecnologías de la información y comunicación, en fin, automatización, Internet de las cosas.

Todo lo que ha acontecido en estos cinco años y medio en torno a esta gran comunidad de la que todos forman parte, lo primero que me nace decir es muchas gracias en nombre de Yucatán, porque todos han puesto un esfuerzo que hoy es tangible y se refleja cada día con mayor fuerza en el bienestar de los yucatecos, las yucatecas, a partir de la vida productiva de nuestro estado.

Pero si hace cinco años y medio o seis, cuando iniciábamos, el doctor Raúl Godoy nos hubiera dicho que parte de este proceso iba a tener una aplicación práctica en el sistema de impartición de justicia, en la seguridad del estado, pues lo hubiera visto como algo verdaderamente lejano.

Pues bien, es lo que nos reúne el día de hoy y me emociona entonces sí, como un profesional formado en las humanidades, en el derecho, soy abogado y que fundamentalmente el entender y el asumir que como bien se ha dicho este nuevo modelo de justicia penal que marca totalmente un nuevo paradigma en la justicia en nuestro país, ha reflejado durante los años de su aplicación, grandes avances pero también nos reporta grandes retos, y aquí está el señor magistrado presente, aquí está el señor fiscal, el representante de la Secretaría de Seguridad Pública.

Pero algo que tenemos que decir y lo decimos con una enorme humildad, pero también con una enorme claridad, el estado de Yucatán ha estado desde el inicio a la vanguardia de la aplicación de este nuevo modelo, fuimos de los primeros estados en aplicarlo, fuimos en una calificación que se lleva de la implementación del sistema, Yucatán se ubica en el primer lugar en la calificación y tenemos rasgos.

Nuestro sistema tiene rasgos interesantes, les comento uno, particularmente somos, creo, el único estado o serán dos, tal vez, que cuenta con una Policía única Investigadora a cargo de la Secretaría de Seguridad Pública, cuando que todo… la mayor parte de los estados, la antigua Policía Judicial, hoy Policía Ministerial está a cargo de las Fiscalías o Procuradurías.

Y ese es un tema de fondo, pero bueno, no entraré a detalle, porque ya voy a agarrar monte, como me dicen a veces, pero bueno, con eso les digo y ese modelo ya está viniéndose a analizar por otras entidades federativas, ¿por qué?, porque está dando buenos resultados.

Hemos lanzado un programa, denominado, emblema… un programa emblema denominado Escudo Yucatán, donde se dieron una serie de reformas a la ley. Una de ellas es la que les menciono, que también es una expresión muy clara con un sistema de videovigilancia muy importante.

Cuando entramos al Gobierno hace cinco años, en Yucatán había 112 cámaras de videovigilancia y nuestro Gobierno estará concluyendo con, alrededor, de dos mil 400 cámaras de videovigilancia, con capacidad analítica y bueno, ahí tendríamos otro cauce para hablar, pero a fin de cuentas es la sustancia, es la esencia de todo esto que estamos hablando.

Hoy, como bien lo dijo el doctor, hace un momento, recibe Yucatán una muy buena noticia. La noticia de la conformación de este consorcio, de la firma de esta carta, pero fundamentalmente de la implementación de este proyecto nos permite, por una parte, mantenernos a la vanguardia como estado en la aplicación de este nuevo sistema, pero lo más importante es la esencia de este nuevo Sistema.

 La esencia de este nuevo sistema es que quien cometa un delito sea identificado, sea perseguido, capturado, sea puesto a disposición de las autoridades jurisdiccionales correspondientes, sea sometido a un juicio que respete plena e íntegramente sus derechos humanos y finalmente, se obtenga una sentencia.

Y la lógica, la gran lógica de este nuevo sistema implica que para que eso que les dije de manera muy rápida sea una realidad, lo que necesitan las autoridades investigadoras y las autoridades jurisdiccionales, quienes investigan, la Fiscalía y la Policía Investigadora, y quienes juzgan, el Poder Judicial, los jueces y los magistrados, tengan a su disposición elementos objetivos de convicción. Elementos objetivos de convicción que les permitan con toda objetividad analizar y tomar decisiones.

Y esa es la esencia y el gran propósito de este proyecto, generar a través de todo un sistema y una plataforma tecnológica de investigación, articular y, como bien se decía acá, que todas esa partes del proceso dialoguen entre sí y puedan alcanzar elementos objetivos de convicción que les permitan a los juzgadores tomar decisiones justas para quien es sometido a un juicio pero, hay que decirlo también, para una sociedad que espera que quien cometa un delito sea castigado.

Ese es el Yucatán en el que hoy estamos viviendo y ese es el Yucatán que cuida y que pone en un alto nivel de escala la armonía en la que vive su sociedad. Que sabe perfectamente que para garantizar esa armonía se necesita seguridad pública sí, pero también un sólido estado de derecho. Donde toda la sociedad sepa que quien comete un delito tendrá que responder por él.

Y precisamente estos elementos, el motivo y el objetivo de este gran proyecto es el que lo va a permitir. Yo por eso reconozco mucho a este consorcio denominado Intelinova, que conjuga algunos de los centros más importantes de investigación del país: el Conacyt, el CentroGeo, Infotec, CIDE y Cimat que, como todos sabemos, realizan cotidianamente acciones para la solución de problemas públicos y privados a través de la investigación y el desarrollo de nuevos procesos.

Por eso decimos que esta carta de intención, que se firma el día de hoy, crea un vínculo esencial entre dos de los activos más valiosos de nuestro estado: su ecosistema de innovación, toda esta gran plataforma que hemos venido construyendo entre todos, y su ambiente de seguridad, de armonía y de paz social.

Este vínculo permitirá sin duda el fortalecimiento de nuestro sistema de justica, la realización de nuevas acciones, y esto hay que subrayarlo porque no sólo hay que hablar de la parte punitiva o de la persecutoria, fundamentalmente subrayar el aspecto de la prevención que, a fin de cuentas, es la base de la armonía y que nos permitirá brindar a los ciudadanos un mejor acceso a la justicia.Y, con ello, todo esto nos permitirá seguir avanzando por este rumbo de innovación, seguridad y justicia.

Finalizo diciéndoles, doctor Raúl Godoy y a todos nuestros grandes aliados, porque nosotros así los describimos. Todas las instituciones públicas, privadas, cámaras empresariales, instituciones académicas, centros de investigación, todos los que de una u otra manera participan en este gran esfuerzo por la investigación, por la innovación, por el desarrollo tecnológico, son aliados y amigos de Yucatán y juntos vamos avanzando.

Me permito decirles a todos que esto que hasta hace unos años se visualizaba como, habría que decirlo así, un sueño, hoy lo podemos ver como una realidad.

Así es como avanza la vida cotidiana en este mundo globalizado donde suceden cosas que hace cuatro, cinco u ocho años ni siquiera imaginábamos, pues con la digitalización de las cosas, con las nuevas tecnologías, de la misma manera hoy vemos cómo es una realidad que la investigación e innovación puestas al servicio de la sociedad construyen las mejores y las verdaderas condiciones de bienestar.

Documento disponible aquí